Cómo pintar tu coche en sencillos pasos
3 diciembre, 2018

Cómo pintar tu coche en sencillos pasos

No vamos a tratar de engañarte, pintar un coche tú mism@, no es fácil, y solo los verdaderos profesionales, formados y con experiencia, están preparados para garantizar un buen trabajo, en condiciones de seguridad, y que además, hace falta un montón de material, equipo, herramientas y otros elementos, que no todo el mundo tiene en sus casas: equipos de soldadura, masilla, máquinas de lijado, mascarillas, guantes, gafas, trajes, papel, cinta, y una buena iluminación. Eso mismo les decimos a nuestros clientes cuando tratan de arreglar el coche ell@s mismos, sin poseer ningún tipo de experiencia al respecto, nos comentan en talleres Paiz, un taller especializado en BMW y MINI en Granada. En este taller especializado cuentan con las instalaciones, maquinaria y tecnología necesarias para ofrecer el mejor servicio a todos y cada uno de sus clientes, como filial de mantenimiento BMW group. En Talleres Paiz  se encargan de la reparación y mantenimiento de vehículos con total profesionalidad, rapidez y transparencia.

Estamos de acuerdo, pero, lo cierto es que pintar un coche en el taller, sale muy caro, y no todo el mundo puede permitírselo. Así, pues, vamos a darte unos pequeños consejos, por si es tu caso y necesitas aprender a hacerlo solit@. Vamos allá.

Aprende a pintar tu coche paso a paso

  1. Materiales:
    • Equipo de pintura
    • Pintura
    • Herramientas para lijar y abrillantar
    • Equipamientos de seguridad
    • Compresor de aire
    • Rociador de pintura
    • Disolvente
    • Máscara antigas
    • Fibra de vidrio para las reparaciones
  2. En primer lugar, has de contar con un lugar adecuado para realizar este tipo de trabajos. Ha de tener las siguientes características: limpio, ventilado, iluminado y espacioso, para que puedas moverte sin problema. Ojo, el garaje de casa no sirve. Ni está ventilado, ni limpio, ni nada, y en cualquier momento los gases de la pintura podrían combustionar.
  3. El siguiente paso consiste en eliminar el óxido y reparar las posibles abolladuras que el coche pudiera tener.
  4. Si tienes tapicería extraíble, quítala, después puedes volver a colocarla sin ningún problema
  5. Lija bien la pintura, hasta llegar a la primera capa, o lo bastante para que la pintura pueda fijarse bien al mental.
  6. Pinta el coche con pintura, que previamente habrás preparado siguiendo las instrucciones del fabricante. Un consejo, asegúrate de que la pintura está bien diluida, pero no te pases, sino puede afectar al resultado final.
  7. A continuación, limpia bien todas las superficies. Puedes emplear aguarrás o alcohol, y aplica un poco también en los restos de pintura que te hayan podido quedar en el cuerpo.
  8. No olvides la cinta protectora y el papel, a fin de cubrir las partes que no vayas a pintar, como las ventanas, las manillas de las puertas, los espejos y las rejillas. Si no quieres ponerlo todo perdido, cubre también el espacio de trabajo.
  9. Deja que la pintura se seque completamente. Esto sucederá tras pasar una semana desde la aplicación, si bien al tacto, ya se siente seca en unas 24 horas.
  10. Pule la pintura con un compuesto de goma y empieza a pulir para sacarle brillo

Algunos consejos si vas a pintar el coche tú mism@

  • Elige un momento en el que haga buen tiempo.
  • No olvide mantener una distancia prudencial entre el rociador y el coche, si no quieres que te queden bollos.
  • Vísteme despacio que tengo prisa, como se suele decir. Así que ten paciencia, que no se trata de una competición, sino de obtener un buen resultado, y si corres, puedes meter la pata, y mucho, y lo dejarás hecho un auténtico desastre.
  • Si no sabes hacerlo, no lo intentes y pide ayuda a un/a profesional. Ell@s saben hacerlo mejor que nadie. Si tienes algún amig@ o familiar que se dedique a esto, dile que te eche una mano.
  • Preparara el coche justo antes de empezar las labores de pintura
  • Emplea una máscara protectora antigas, para pintar, ya que los gases de la pintura pueden resultar muy peligrosos. Así mismo, asegúrate de que el ambiente está debidamente ventilado, de lo contrario, la concentración de gases, podría provocar una explosión.

Vemos, pues, que lo más recomendable es dejarlo todo en manos de los profesionales. Ahora bien, si quieres hacerlo tú mism@, adelante, pero hazlo siempre en condiciones de seguridad, utiliza el equipamiento adecuado, busca un sitio adecuado, y si es necesario, pide ayuda.